Las escapadas deportivas, un fenómeno en auge

En la actualidad, con el aumento de la exigencia de los turistas a la hora de viajar y conocer experiencias, el turismo debe ofrecer opciones originales para cada persona. Una de estas y que está cobrando protagonismo es la de las escapadas deportivas. Un tipo de turismo basado en la sostenibilidad y el deporte. Conocer sitios nuevos y disfrutar a su vez de actividades deportivas que conformen la agenda de un lugar determinado.

Lanzarote

Las escapadas deportivas se pueden planificar en todas las épocas del año. Actividades acuáticas en verano, de nieve en invierno, de senderismo en otoño o primavera, etc. Uno de los paraísos deportivos en España son las Islas Canarias. En el ámbito internacional destaca Costa Rica, uno de los paraísos llenos de vida en Centroamérica.

Canarias, el mejor destino con fines deportivos

En territorio canario, Lanzarote ofrece una gran diversidad y rutas de senderismo a través de los bosques de laurisilva, dunas de arena fina o caminos volcánicos. La biodiversidad, la fauna y la flora exóticas permiten disfrutar de experiencias inolvidables. Una de las rutas más conocidas en Lanzarote es el Camino de los Gracioseros. A lo largo de la nombrada ruta se podrán apreciar preciosas vistas de las playas, las salinas y pintorescos paisajes volcánicos.

Otro recomendable lugar para turismo deportivo es Tenerife. El clima fantástico durante todo el año permite casi siempre el baño en las playas y hacer actividades deportivas. Por ejemplo, en Arona se celebra cada mes de diciembre desde hace 22 años el Torneo Internacional de La Liga Promesas, disputado entre varias de las mejores canteras del fútbol mundial. Un acontecimiento que marca la agenda de numerosas familias y que permite pasar unos días inolvidables en Tenerife, aprovechando que los jóvenes de la casa disputan el campeonato en plenas vacaciones navideñas.

Formentera y su paraíso acuático

Cambiando de islas, el archipiélago balear Formentera presenta también un gran atractivo. El buceo es la actividad más recomendable que se puede hacer. Apreciar en las profundidades la Pradera oceánica de Posidonia. Un patrimonio acuático según la UNESCO, en pleno Mediterráneo.

La posidonia tiene una extensión de 700 km cuadrados y casi 100.000 años de antigüedad. Es una gran masa de plantas marinas que forman grandes praderas donde se desarrolla gran cantidad de vida. De la mano de las corrientes marinas activas, se da lugar a una mayor presencia de peces y seres vivos entre otoño e invierno.

  • Share

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>